Skeletal Remains - Devouring Mortality

Enviado por Marcapasos el Dom, 15/04/2018 - 15:10
4129

1. Ripperology (05:21)
2. Seismic Abyss (04:34)
3. Catastrophic Retribution (05:29)
4. Devouring Mortality (03:58)
5. Torture Labyrinth (04:41)
6. Grotesque Creation (03:29)
7. Parasitic Horrors (03:42)
8. Mortal Decimation (04:13)
9. Lifeless Manifestation (01:06)
10. Reanimating Pathogen (03:54)
11. Internal Detestation (04:09)

Hasta el momento, la banda Skeletal Remains era un querer y no poder. En sus primeras obras –Beyond the Flesh (2012) y Condemned to Mysery (2015)– quedó claro que esta recién surgida banda californiana de Death Metal tenía sobradas cualidades y aptitudes para defender el legado de la vieja escuela. Pero, claro, estaba esa pega imposible de ignorar en cuanto a la palpable influencia de grupos como Pestilence, Death u Obituary, que, al final, era más que simple influencia, rozando el plagio en ocasiones. Aunque el segundo LP supuso una considerable mejoría con respecto al debut, a Skeletal Remains sólo les faltaba pulir su propio espíritu y erigir responsablemente una personalidad que hiciese honor a la historia clásica del género sin tener que recurrir a la clonación musical.

Menudo placer el hablar de ello en pretérito. Sucede que esa espina clavada en la formación liderada por Chris Monroy ha sido superada. Aquellos que mantenían seguimiento de las andanzas de Skeletal Remains se habrán hecho eco del inminente lanzamiento de su tercer álbum de estudio, Devouring Mortality, editado el 13 de abril de 2018 por Century Media Records y Dark Descent Records. Desde el exterior se ve que mucho empeño recubre la elaboración de este nuevo trabajo en el que han contado con el mítico Dan Swanö (Asphyx, Katatonia, Rage…) como productor; con Dan Seagrave (Entombed, Morbid Angel, Pestilence…) para la creación de la portada (magnífica la susodicha, todo hay que decirlo); y con nuevo batería, el recientemente afiliado Johnny Valles.

Centrémonos en lo más importante y más crucial para Skeletal Remains: ¿qué hay de la música? Podría decirse que en esta ocasión Skeletal Remains han dado a luz a un auténtico monstruo del Death Metal. Muy inteligente empezar a dar guerra con Ripperology, una perfecta tormenta de riffs que nos devoran sin ápice de demora, mismo movimiento ejercido Valles, quien demuestra sus habilidades a las baquetas desde el minuto cero (véase el arte del blast beat en temas como Seismic Abyss, todo un terremoto de la percusión).

Por supuesto, siguen sin inventar nada, y la influencia de bandas como los Obituary más clásicos (subrayable así la homónima Devouring Mortality) y de los Death de Spiritual Healing y Leprosy (más que notable en Catastrophic Retribution, Grotesque Creation y Parasitic Horrors), entre otros como Pestilence en la voz de Monroy y Deicide en las partituras más impactantes, sigue perviviendo en la fórmula de la banda. La diferencia está en la iniciativa, el ver cómo ahora ellos, como músicos, ponen mucho más de su parte sobre unas bases, sí, ya creadas y mantenidas desde años atrás, pero ahora con su alma y con la potencia incinerada de un toque mucho más personal, tal y como se aprecia en temas de la índole de Torture Labyrinth (una jugada épica de medio tiempo propenso a las infernales aceleraciones) y Mortal Decimation, el cual coquetea con el Progresivo en el jugoso instrumental.

Es genial cómo la banda mantiene la bestia erguida y a flote en todo momento, la cosa no decaiga ni en los últimos tracks, nada más lejos, incluso encontramos en los tramos finales algunos de los mejores momentos del disco. Simplemente brutal cómo el breve hálito de decadencia titulado Lifeless Manifestation nos introduce de cuajo a Reanimating Pathogen, que es de lo mejor del CD, melódicamente cruda y rítmicamente desaforada y anímicamente cruel. Y qué decir del cierre acontecido en Internal Detestation. Después de toda la sacudida anterior, cada riff, cada segundo y cada manifestación del estribillo por parte de la garganta de Monroy se sienten cercanos y ardientes de peligro, construyendo tanto guitarra, batería y bajo una batida digna del ocaso más apocalíptico.

Y así es como se hacen bien las cosas, así es cómo se deja atrás la etapa de infancia hacia la etapa de madurez, porque eso ha sido lo que han hecho Skeletal Remains en su Devouring Mortality: crecer, realizar todo un salto cualitativo respecto de Beyond the Flesh y Condemned to Mysery, lo que ha convergido en un álbum cargado de riffs y solos atronadores y un Monroy que mejora muchísimo como vocalista en comparación con aquellos discos precedentes, siendo la aquí tartada una obra sólida, demoledora, completa (tremenda producción, alucinante portada y uno de esos track lists que dan auténtica envidia)…, en resumen, un engendro de Death Metal con todas las letras habidas y por haber y que no en vano será uno de los trabajos del género más a tener en cuenta en 2018.

Cierto, seguimos sin inventar nada, pero basta con que se sienta el sudor, las ganas de zambullir al oyente en una verdadera carnicería, el espíritu, el acervo compositivo en plenos vuelo y auge, para que creaciones como ésta merezcan la pena en los tiempos que corren, toda una buena noticia para los amantes del Death Metal old school.
Cuatro cuernos (8/10) para la tercera (y hasta la fecha mejor) descarga de antropófaga violencia de los californianos Skeletal Remains.

Adrius Marquez / Bajo
Adrian Obregon / Guitarra
Chris Monroy / Guitarra, voz
Johnny Valles Drums

Sello
Century Media Records