Overkill - Wrecking Everything - Live

Enviado por Hawkmoon el Dom, 01/05/2011 - 03:08
1063

1. Necroshine
2. Thunderhead
3. E.vil N.ever D.ies
4. Deny The Cross
5. I Hate
6. Shred
7. Bleed Me
8. Long Time Dyin'
9. It Lives
10. Battle
11. The Years of Decay
12. In Union We Stand
13. Overkill

Un tour, como fue el de "Bloodletting", que funcionó de puta madre para los Overkill, ya que les llevó como teloneros de Rob Halford (que presentaba su impoluto "Resurrection") y como cabezas de cartel, por todo el planeta, y les devolvió a la primera división del Thrash extremillo, después de una era de unas ventas no muy satisfactorias (pese a la calidad de su material), tenía que "morir" sellado con un buen directo. No había vuelta de hoja.

"!!!Fuck You!!!" y "Wrecking Your Neck-Live", los dos periplos anteriores de los americanos en el mundo de los directos, ya se habían convertido en clásicos, de culto, para una horda de hambrientos metalheads, y, ahora, extenuados, después de una gira de año y medio, a nuestros Overkill les tocaba descansar un poquitín.

Es mucha tela para el "body" pegarse un año y medio de tour, entrado en los cuarenta y pico. ¿Y qué mejor, que paliar el hambre de futuro material con un buen documento del tour que se deja atrás?. Overkill, año a año, y disco a disco, se han pegado unas vaciladas que son para enmarcar. Discos tremendos y tours abismales pueblan el mundo de los guerreros de "Blitz" y D.D Verni. Podrían haber editado un "live" después de cada tour y siempre demostrarían su nivelón. Asistir a un show de Overkill es un acto de puro valor, y un jodido orgasmo headbanger. Y lo mismo es vivir uno de sus discos en directo. "Wrecking Your Neck-Live" ya nos dejó un sabor de boca genial, regalando un disco intenso, con un set-list muy bien buscado y con unas interpretaciones salvajes y "Overkilleras". No esperábamos menos de su tercer disco en vivo. Ya había ganas de comer un poco de carne parida en discos como "The Killing Kind", "From the Underground and Below", "Necroshine" o "Bloodletting". Sumado, por descontado, al poder acojonante de su material más añejo.

Una portada moloncilla, plasmando a los máximos protas de Overkill, D.D y "Blitz", y en plena descarga adrenalítica y metálica, ante la audiencia natal, la de de New Jersey, nos recibe para vivir el directo de marras. "Wrecking Everything - Live" viene dispuesto a aplastarte y dejarte como comida para perros. Overkill juegan en casa y su peligro es atroz. Es como el Barça jugando en el Camp Nou. No dejan títere con cabeza. ¿Estás dispuesto a morir? Bien, pues entra.

"Necroshine", la apertura de show, enseguida suena con huevos de acero, y enciende las luces del escenario y la de las almas de todos los feligreses que han venido a flipar y a dejarse un par de dientes para la señora de la limpieza. Atronador sonidazo de batería, bajo y guitarras (las de Linsk y las del recién llegado Derek Tailer). La voz de Ellsworth suena como siempre, como bañada en ácido y tostada, un par de milenios, al sol abrasador del Sahara. Menudo inicio de show.

"Thunderhead" (trabajazo de Mallare), "E.vil N.ever D.ies" (clásico atemporal, que ahora suena con más descaro y fuerza que nunca), "Deny the Cross" (más de lo mismo, con las guitarras a toda leche y la garganta de "Blitz" sangrando, y haciendo estallar globos oculares), "I Hate" (velocidad mortal, y veneno de serpiente hecho Thrash Metal), "Shred" (atentos al baile entre el bajo de Verni y la batería de Mr. Mallare), "Bleed Me" (Groove afilado como el infierno) , "Long Time Dyin'" (con el bajo de Verni marcando el caminar de la composición, y con un Bobby exultante y chulesco como pocos), "It Lives" (temazo que en disco ya era un disparo matador, pero que en vivo se convierte en puro material revienta-cuellos) y "Battle" (mirada al tremebundo "The Killing Kind", y que suelta la máxima tralla antes de los bises) dejan constancia de como el material de Overkill, sea de la era que sea, en vivo suena a puro acero, a puro Metal. La banda siempre que sale a un escenario lo hace para matar, y joder, todos los temas que nos estamos comiendo, lo están demostrando, uno a uno, sin taras, con el máximo peso en empaque, en sonidazo y en carisma. Amos de un directo. Qué jodido se lo iban a poner a Metallica si un dia, a Mr. Lars, le da por ponerse un "Special Guest" en plan revival. No hay mejor directo en el mundillo del Thrash Metal que el que escupen los jodidos amigotes de "Blitz". Confirmado. ¿Qué dices? ¿Que no? Bah, déjate de hostias y dale caña al disco. Ya lo verás.

"The Years of Decay", "In Union We Stand" y "Overkill", la triada final, y que explota parte de su material añejo molón (como no podía ser de otra manera antes de la despedida) parte la pana que da gusto y deja, del todo, al personal hecho una soberana mierda. Brutales, colegas. Intensos como una patada en los cojones. Y dada por un Terminator. Cierre de show "Overkillero". Es decir, que no queda vivo ni el apuntador.

Directazo total, tan bien parido como el anterior y con montañas de poderío riffero y salvaje.

5 cuernos (medios) para el despliegue de fiereza de New Jersey. Hay que hacerse, también, con el DVD del show. Impagable.

Bobby "Blitz" Ellsworth - Voz
Derek Tailer - Guitarra
Dave Linsk - Guitarra
D.D. Verni - Bajo
Tim Mallare - Batería

Sello
Spitfire