Jane's Addiction - Ritual de lo habitual

Enviado por niki lee el Mié, 22/07/2009 - 00:17
1104

1. "Stop!" – 4:14
2. "No One's Leaving" – 3:01
3. "Ain't No Right" – 3:34
4. "Obvious" – 5:55
5. "Been Caught Stealing" – 3:34
6. "Three Days" – 10:48
7. "Then She Did..." – 8:18
8. "Of Course" – 7:02
9. "Classic Girl" – 5:07

En esta vida hay momentos que te la cambian para siempre... una chica al verla pasar, un estornudo que evitan que te atropellen... una serie de cosas que hace que después nada vuelva a ser como antes. Exactamente esos es Jane's Addiction al rock, un grupo que sentó las bases de lo que sería lo alternativo, palabra que el mismo Farrel se encargó de llevar a las masas.

¿Nadie se ha preguntado de quién era esa camiseta tan molona que llevaba Axl Rose en el video de Don´t cry? Pues era de este disco, del que por cierto, mi pelirrojo favorito decía que era el mejor disco que había escuchado jamás. Y es que entre 1987 y 1992 no había nadie como ellos. Los red hot chili peppers eran una buena banda de rock con elementos funk, faith no more eran lo más ecléctico que uno se puede imaginar, pero nadie era capaz de meterlo todo en una batidora y sacar algo tan personal , tan fresco como eran los janes.

La banda estaba formada por el carismático genio venido de otro planeta llamado Perry Farrel, un guitarrista raro para su época, ya que podía tocar punk, hard rock o funk sin que se le cayeran los anillos, con una técnica acojonante, Dave Navarro. La base rítmica esta formada por 8 brazos Perkins, batería increible, y Eric Avery, seguramente, el corazón de la banda, puesto que las canciones de janes estaban compuestas casi todas por unas lineas de bajo, a la que luego se le añade la guitarra, no un riff como en la mayoría de bandas.

¿A que suenan? No se, sus influencias más reconocidas son la velvet underground y led zeppelin, pero tambien joy division, black sabbath, el jazz, gótico, el pop, casi todo.

Este es su segundo álbum para una multinacional, y su tercer disco, una auténtica bomba de relojería, con dos partes muy diferenciadas. Empieza con una voz en español mal hablado, que nos da la bienvenida a este regalo de los ángeles, para arrancar con un furioso riff de funk-rock que quita el hipo, y con el loco Farrel gritándonos here we go!!!!!comienza stop, un temazo impresionante, subidas bajadas, cambios de ritmo desconocidos hasta entonces, estribillo...¿eso que es? Y es que nada es convencional en esta banda, parte tranquila y final explosivo, no one´s leaving sigue la linea, de nuevo cambios de ritmo, letras sobre igualdad racial,sexo, filosofía , lo que sea y Perkins dándole a la batería con sus ocho brazos. Un breve interludio y vuelve la adrenalina, la rapidísima ain´t no right, Navarro se despacha a gusto recordándonos que antes de ser un folla zorras era uno de los mejores guitarristas de su época.
Obvius baja la velocidad, es un tema más pausado, donde toma protagonismo la voz de Farrel, como un Robert Plant de 15 años cabreado con el mundo.
Been caught stealing es seguramente el mayor himno de la banda, una oda tremenda al robo en los grandes almacenes, con un video divertidísimo que no dejó de emitir la Mtv, bailable , disfrutable, con el mejor uso que se le ha dado a un perro desde el pet sounds....un temazo.

Hasta aquí llega la primera parte del disco, la rockera, la poderosa y la adrenalítica. A partir de aquí nos encontramos a otra banda, otra música, canciones más atmosféricas y largas, más oscuras.

Comienza con three days, simplemente uno de los 10 mejores temas de los 90, influencias zeppelianas y atmósferas pink floydianas para un tema que no se puede catalogar como una canción, sino como una puta obra de arte que deberían exponer en los museos. Farrel se transforma en un Jesucristo erótico donde nos narra su particular credo, la historia de su novia , una amiga(muerta por sobredosis) y él mismo en un fin de semana(3 días) lleno de sexo y drogas, Navarro se doctora en maestro( la revista guitar world catalogó el solo de esta canción como uno de los 100 mejores del mundo), y la base rítmica suena como una roca, increíble trabajo de Avery, con intro de bajo incluida, y Perkins hace un trabajo impresionante, con sólo de batería incluido. Un tema a oir antes de morirse.
Then she did, es la más oscura del disco, y seguramente de su discografia, la atmósfera de este tema es tan relajante como jodidamente espeluznante, con la fuerza justa en e estribillo, aquí Farrel reflexiona sobre el suicidio de su madre, cuando él contaba con sólo 4 años, un tema con el que fumarte un porro y volar, sin hacer apología de las drogas, porque yo vuelo sólo con escucharlo.
Of course es un tema con influencia hindú , donde los zeppelin no soñaron llegar, con un aire al Kasmir, ya lo dijo el cantante de redd kross en una entrevista a popular1, jane´s addiction eran unos led zeppelin versión collage. Muy buen tema, pero no esperes guitarra aquí porque es el violín el que tiene todo el protagonismo.
Termina el disco con classic girl, una preciosa canción, con acusticas superpuestas que te llevan a la ensoñación, y una parte muy tribal, mucho antes de que sepultura lo usara...con un video en el que Farrel se casa, y sí, yo me casaré por ese rito, jejejeje, una guinda a un pastel delicioso.

En conclusión, podemos hacernos algunas preguntas, ¿es el disco tan bueno? Para mí sí, ¿es un disco de rock? No, es mucho más que eso, hay discos buenos, muy buenos, y obras maestras, ritual no es nada de eso, es una OBRA DE ARTE, empezando desde la portada, basada en three days y en la santería, un disco que hay que oir señores.

* Dave Navarro - Guitarra
* Perry Farrell - Voz
* Stephen Perkins - Batería
* Eric Avery - Bajo

Sello
Warner Bros