Ice War - Defender, Destroyer

Enviado por Dieguitoacdc el Mar, 21/07/2020 - 17:44
4585

1. Power From Within
2. Defender, Destroyer
3. Soldiers of Frost
4. Rising From the Tomb
5. Mountains of Skulls
6. Crucified in Fire
7. Demonoid
8. Skull and Crossbones
9. Running Out of Time
10. Breakaway

Hace algo más de un mes, en pleno proceso de búsqueda de nuevas bandas tuve la suerte de coincidir con Ice War, el proyecto de un canadiense cargado de creatividad llamado Jo Capitalicide, con el cual he estado en contacto en las últimas semanas para mostrarle mi opinión sobre su disco y conocer un poquito más de la escena underground canadiense. El motivo principal de esta reseña es “Defender, Destroyer”, su nuevo álbum de estudio que ha visto la luz en este extraño verano de 2020.

Lo primero que atrae del álbum cuando uno se detiene un poco para saborearlo es la salvaje portada creada por Didier Normand, un pintor francés de arte fantástico, en la que podemos ver a un indio esquelético, el cual figuraba ya en las portadas de sus anteriores trabajos (estas fueron creadas por Jocelyn Galipeau) montando a caballo y, aparentemente, dirigiendo una legión de feroces indios hambrientos de sangre.

¿Qué podemos esperar del disco en cuanto a materia sonora? Vamos a descubrirlo

Si bien los sonidos ochenteros propios de la NWOBHM imperaron en sus primeros álbumes (todos extremadamente recomendables), en “Defender, Destroyer” uno se siente más cercano al Power Metal de bellísima ejecución. Esto podemos comprobarlo desde la apertura tan grandiosa que supone “Power From Within”, donde Jo se luce con cada instrumento, así como con su poderosa voz que no desentona en absoluto. La canción avanza sin piedad hasta derivar en un estribillo simple pero directo que se grabará en nuestra sesera.

No, no hay opción alguna de parar. El tema homónimo arremete con los colmillos sobre nuestros oídos y roza los cánones propios del Thrash Metal. Tema donde podemos contemplar con mayor claridad el chorro de voz que posee Mr. Capitalicide, quien se desgañita hasta llegar a una serie de screams inhumanos. El solo de guitarra también merece nuestra atención, ya que este, sobrado de técnica, avanza vivamente mientras el doble pedal parece descontrolarse.

Los Helloween del “Walls Of Jericho”, aquellos que tenían como cantante al mismísimo Kai Hansen, parecen resucitar en la ya conocida “Soldiers Of Frost”, segundo adelanto que pudimos escuchar del disco. Velocidad, un bajo omnipresente, mala hostia y un estribillo acompañado de épicos coros que no podrás dejar de imitar desde tu asiento. Temazo de los grandes.

Continuamos por el camino de la locura de la mano de otro latigazo powermetalero que recibe el nombre de “Rising From The Tomb”, donde es posible escuchar influencias tan variadas como los primeros Metallica y/o Megadeth, con Running Wild o los ya citados Helloween. Un golpe certero que alcanza especial maestría cuando en nuestra cabeza explota el directo estribillo del mismo.

“Mountains Of Skulls” aparece en el momento adecuado ya que frena un poco el frenético ritmo que llevaba el disco, aunque no recorta en ningún momento en lo que a agresividad y chulería se refiere. Jo está en estado de gracia (vocalmente me recuerda bastante aquí al eterno Lemmy) y se saca de la chistera otra canción llena de pegada y puntos positivos.

Es el turno de dos canciones llenas de gancho y que ganan muchísimo con cada escucha. Primeramente, es el turno de la diabólica “Crucified In Fire”, que abre más pesada para terminar desembocando en un tema lleno de mala hostia y velocidad demencial que vuelven a transportarme a aquel ya lejano debut de Helloween. El segundo tema de este bloque es la casi thrasher “Demonoid”, en la que encontraremos el que para mí es el mejor riff de todo el álbum (probablemente también este sea, en general, uno de mis cortes preferidos del LP) así como unos coros llenos de presencia durante toda la pieza, incluyendo el pegadizo estribillo de la misma. Gran trabajo guitarrero.

Y hablando de grandes guitarras es el momento de detenernos a escuchar “Skull And Crossbones”, un tema que abre lleno de técnica de la mano de esos punteos doblados que aparecerán durante varios momentos del mismo, para dar paso a otros riffs cercanos al Power que nos conducen, sin opción a dar marcha atrás, al oscuro y efectivo estribillo que termina por bordarlo.

La guinda de este ardiente pastel la ponen dos temas de gran altura y electricidad como “Running Out Of Time” (¡agárrese que vienen curvas y Jo parece haber perdido el líquido de los frenos!) y la sorprendente “Breakaway” que cierra el disco en un tono casi teatral (me encanta cuando Jo canta sin acompañamiento musical) en los que se suceden instantes más propios de un “medio-tiempo”, con otros de Thrash y Power.

Para este que escribe y que ha estado investigando a fondo el breve legado de este grupo, “Defender Destroyer” no es solo su mejor obra hasta la fecha, sino que es merecedor de todo tipo de elogios y vítores por la cantidad de detalles y sorpresas que esconde en su interior. Ojalá siga desarrollándose este proyecto.

Soldiers Of Frost

Demonoid

Power From Within

Defender, Destroyer

Jo Capitalicide: Voz, guitarras, bajos y batería

Sello
Fighter Records